Necrosis Tubular Aguda Symptoms & Treatment, NE - CHI Health, Omaha

Article Manager (Spanish)

Spanish Health Encyclopedia - Disease

Información de la salud de búsqueda   

Necrosis tubular aguda


Definición

Es un trastorno renal que involucra daño a las células de los túbulos de los riñones, lo cual puede ocasionar insuficiencia renal aguda.

Nombres alternativos

Necrosis renal tubular; necrosis tubular aguda, NTA

Causas

La necrosis tubular aguda (NTA) generalmente es causada por una falta de oxígeno a los tejidos renales (isquemia de los riñones). También puede ocurrir si las células renales resultan dañadas por un tóxico o una sustancia dañina.

Las estructuras internas del riñón, particularmente los tejidos del túbulo renal, resultan dañados o destruidos. La NTA es uno de los cambios estructurales más comunes que pueden llevar a insuficiencia renal aguda.

La necrosis tubular aguda es una de las causas más comunes de insuficiencia renal en pacientes hospitalizados. Los riesgos de ésta son, entre otros:

La enfermedad hepática y el daño causado por la diabetes (nefropatía diabética) pueden hacer a una persona más susceptible a esta afección.

La necrosis tubular aguda también puede ser causada por:

  • El tinte (medio de contraste) empleado en estudios radiográficos (rayos X)
  • Medicamentos que son tóxicos para los riñones (como los antibióticos aminoglucósidos o la anfotericina)

Síntomas

Nota: pueden también presentarse otros síntomas de insuficiencia renal aguda.

Pruebas y exámenes

El médico llevará a cabo un examen físico. Puede escuchar ruidos anormales al auscultar el corazón y los pulmones con un estetoscopio (auscultación). Esto se debe a la presencia de demasiado líquido en el cuerpo.

Otros exámenes que se pueden hacer abarcan:

Tratamiento

En la mayoría de las personas, la necrosis tubular aguda es reversible y el objetivo del tratamiento es prevenir las complicaciones potencialmente mortales de la insuficiencia renal aguda.

El tratamiento se centra en prevenir la acumulación excesiva de líquidos y desechos, mientras se permite la cicatrización de los riñones. Se debe vigilar de cerca a los pacientes para ver si hay deterioro de la función renal.

El tratamiento puede abarcar:

  • Identificación y tratamiento de la causa subyacente del problema.
  • Restricción de ingesta de líquidos a una cantidad igual al volumen de orina producida.
  • Restricción de sustancias normalmente eliminadas por el riñón (como proteína, sodio y potasio) para minimizar su acumulación en el organismo.
  • Toma de medicamentos para ayudar a controlar los niveles de potasio en el torrente sanguíneo.
  • Medicamentos tomados por vía oral o intravenosa para ayudar a eliminar el líquido del cuerpo.

La diálisis temporal puede eliminar el exceso de desechos y líquidos. Esto puede hacerlo sentir mejor y puede facilitar el control de la insuficiencia renal. Es posible que la diálisis no sea necesaria para todas las personas, pero a menudo puede salvar la vida, en particular si el potasio sérico se encuentra peligrosamente elevado.

La diálisis puede ser necesaria en los siguientes casos:

  • Disminución del estado mental
  • Hipervolemia
  • Incremento en los niveles de potasio
  • Pericarditis
  • Para eliminar toxinas que son peligrosas para los riñones
  • Ausencia total de producción de orina
  • Acumulación incontrolada de residuos nitrogenados

Pronóstico

La duración de los síntomas puede variar. Usted puede producir menos orina durante unos pocos días hasta 6 semanas o más. Esto a veces va seguido de un período de gasto urinario alto. Esto ocurre debido a que los riñones ya sanos y de nuevo en funcionamiento tratan de depurar el organismo de líquidos y desechos.

Los síntomas se reducen y los resultados del examen se empiezan a normalizar uno o dos días después de elevarse la cantidad de orina.

Posibles complicaciones

  • Sangrado del tubo digestivo
  • Enfermedad renal crónica y daño renal permanente
  • Hipertensión arterial
  • Aumento del riesgo de infección

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el médico si el gasto urinario disminuye o cesa o si presenta otros síntomas de necrosis tubular aguda.

Prevención

El tratamiento oportuno de las afecciones que pueden producir disminución del flujo sanguíneo y/o disminución de la oxigenación a los riñones puede reducir el riesgo de necrosis tubular aguda.

Se realizan pruebas cruzadas a las transfusiones sanguíneas para reducir el riesgo de reacciones de incompatibilidad.

Controle enfermedades como la diabetes, enfermedades hepáticas o trastornos cardíacos para reducir el riesgo de necrosis tubular aguda.

Vigile cuidadosamente la exposición a medicamentos que puedan ser tóxicos para el riñón y hágase revisar los niveles de dichos medicamentos en la sangre en forma regular. Tome mucho líquido luego de la exposición a cualquier tipo de medios de contraste radiológico para permitir que sean eliminados del cuerpo y reducir el riesgo de daño renal.

Referencias

Clarkson MR, Friedewald JJ, Eustace JA, Rabb H. Acute kidney injury. In: Brenner BM, ed. Brenner and Rector's The Kidney. 8th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2007:chap 29.

Molitoris BA. Acute kidney injury. In: Goldman L, Ausiello D, eds. Cecil Medicine. 23rd ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2007:chap 121.


Actualizado: 9/20/2011
Versión en inglés revisada por: David C. Dugdale, III, MD, Professor of Medicine, Division of General Medicine, Department of Medicine, University of Washington School of Medicine; Herbert Y. Lin, MD, PHD, Nephrologist, Massachusetts General Hospital; Associate Professor of Medicine, Harvard Medical School. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, A.D.A.M., Inc.
Traducción y localización realizada por: DrTango, Inc.
La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. En caso de una emergencia médica, llame al 911. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com